Las puertas de nuestra vida


 

Comparo nuestra vida como un maravilloso jardín,
lleno de hermosas flores de diversos colores y aromas,
que agradan a nuestros cinco sentidos, por sus perfumes,
sus delicadas tonalidades, sus aterciopelados pétalos al tocarlos,
y hasta muchas veces podemos oír su mecer
con el viento sobre ellas.

Pero no debemos olvidar que también crecen en el, las muchas
malezas, con espinos, aromas no tan agradables, y algunas
venenosas, las cuales muchas variedades de ellas nos engañan,
pues se presentan con un aspecto muy bello,
que recién nos damos cuenta al acercarnos a ellas.

Desearía mostrarles las diversas puertas que tiene
este hermoso jardín virtual,
donde podemos dejar entrar lo valedero, aquello que nos trae paz,
seguridad y gozo, y cerrar aquellas que solo pueden traernos una vida
miserable de tristeza, rencores y dolor.


La primera y principal puerta que debemos tener en cuenta,
es JESUCRISTO, el cual nos dice:

"YO SOY LA PUERTA, EL QUE POR MI ENTRARE,
SERÁ SALVO".

Deseo agrupar las diferentes puertas,
de acuerdo a la afinidad que ellas tienen.

Abriendo Puertas a.....





Amor

CERRANDO PUERTAS a.....

Crítica
Desamor
Enemistad
Engaño
Enojo
Injusticia
Intolerancia
Maldad
Murmuración
Ofensa
Rencor

Realmente les digo que todos podemos
abrir las puertas para bendición,
y cerrar aquellas para maldición.

Dios en su palabra (la Biblia), nos enseña el camino
por donde debemos andar, depende de nosotros
que deseamos para nuestra vida, y les puedo asegurar que,
si decidimos ir por la senda justa, nos ahorraremos muchas lágrimas
que si vamos por el camino de maldad
no podremos evitarlas.

La vida cada día nos enfrenta con diversas
dificultades, y muchas veces son de gravedad;
pero Dios no dice en Su Palabra:

"El el mundo tendreís aflicción, pero confiad;
Yo he vencido al mundo".
~S. Juan 16: 33~

 

*Creada con amor*